Florida Robo de Rolex y joyas: una de las sospechosas se entrega a la policía en Hallandale Beach

La policía de Hallandale Beach logra arrestar a una de las mujeres sospechosas de robar un Rolex y joyas a un hombre que conocieron en un Walgreens. Juliana Tammy Cortes se entregó a las autoridades y enfrenta cargos de robo agravado. Las otras dos sospechosas siguen prófugas.

Florida Robo de Rolex y joyas: una de las sospechosas se entrega a la policía en Hallandale Beach
...

Tu opinión es muy valiosa para mí y me ayuda a crear mejor contenido para ti.
Por favor, indícame qué fue lo que no te gustó.

¡Gracias por calificar mi nota! Nos ayuda mucho para crear más contenido como este.

La policía de Hallandale Beach ha logrado arrestar a una de las tres mujeres sospechosas de robar un Rolex y joyas de un hombre que conocieron por primera vez en la fila de pago de un Walgreens.

Juliana Tammy Cortes, de 23 años, residente del área del Country Club en el noroeste de Miami-Dade, se entregó a las autoridades el domingo, según registros de la cárcel de Broward.



Cortes compareció ante el tribunal el lunes y enfrenta cargos de robo agravado en primer grado y obtención fraudulenta de propiedad por más de $50,000.

El encuentro inicial ocurrió en el Walgreens ubicado en 1300 E. Hallandale Beach Blvd. El hombre conoció a las tres mujeres, que se hacían llamar "Layla", "Rose" y "Nicki", en la fila de pago, según la policía. Las cámaras captaron cómo entabló conversación con una de ellas y eventualmente les dio su número de teléfono.

A las 3 a.m., el trío lo llamó: Querían ir a su casa. Según la policía, las mujeres se llevaron más de $200,000 en objetos de valor, incluido un Rolex y joyas.

Las autoridades aún buscan a las otras dos sospechosas, Lexi Buffaloe y Antonietta Ceccarelli. Hay órdenes de arresto en su contra.

La policía de Hallandale Beach tiene un mensaje para ellas: "Si pueden, deberían entregarse. De cualquier manera, nos aseguraremos de que sean arrestadas y de que se haga justicia".

Cortes está detenida en la cárcel principal de Broward bajo una fianza de $50,000, según los registros.

Comparte esta noticia