Da a luz frente a la estación de bomberos en Sonoita

La pareja no pudo llegar al hospital debido a un retén de la Patrulla Fronteriza  Una mujer norteamericana dio a luz justo frente a la Estación de Bomberos de Sonoita, Arizona, luego de que agentes de la Patrulla Fronteriza los retuvieran en el retén de la Ruta Estatal 82 para inspeccionar la unidad en la viajaba la mujer que se encontraba en plena labor de parte

...

Tu opinión es muy valiosa para mí y me ayuda a crear mejor contenido para ti.
Por favor, indícame qué fue lo que no te gustó.

¡Gracias por calificar mi nota! Nos ayuda mucho para crear más contenido como este.
Sonoita, Az

La pareja no pudo llegar al hospital debido a un retén de la Patrulla Fronteriza 

Una mujer norteamericana dio a luz justo frente a la Estación de Bomberos de Sonoita, Arizona, luego de que agentes de la Patrulla Fronteriza los retuvieran en el retén de la Ruta Estatal 82 para inspeccionar la unidad en la viajaba la mujer que se encontraba en plena labor de parte.
Con la ayuda de su esposo, Stephanie Hubbell dio a luz a su pequeño hijo justo frente a las instalaciones de la Estación de Bomberos luego de librar una serie de obstáculos que no le permitieron llegar a un hospital para el alumbramiento.
La odisea de la pareja residente del poblado de Patagonia inició cuando al tomar carretera para acudir a solicitar apoyo a los bomberos, se toparon con el retén que la Border Patrol mantiene sobre la Ruta Estatal 82.
A pesar que Sam les informó que su esposa se encontraba en plena labor de parto, los oficiales decidieron inspeccionar la unidad antes de permitirle el paso, y además, la pareja asegura que nunca les ofrecieron asistencia.
Al llegar a la Estación de Bomberos, Sam tocó el timbre pero ninguno de los rescatistas respondía, a pesar de que empezó a gritarles para pedirles ayuda. En ese momento, su esposa le dijo que no importaba ya, porque el bebé estaba a punto de nacer.
El esposo regresó al automóvil para ayudarle a traer al mundo al pequeño Jase Mitchell Hubbell. Luego del alumbramiento, optó por llamar al número de emergencias 911. Fue entonces cuando los bomberos se despertaron y se disculparon, pues dijeron que no escucharon cuando tocó el timbre.
Después de verificar que tanto la madre como su recién nacido se encontraban bien, y de cortar el cordón umbilical, ambos fueron trasladados en ambulancia a un hospital de Tucson, Arizona, donde ambos fueron evaluados y reportados en excelente estado de salud.

Comparte esta noticia