Sólo se vive una vez: Humberto Zurita

El actor cumplirá 70 años el 2 de septiembre y actúa en una puesta en escena que le permite romper tabúes
El actor cumplirá 70 años el 2 de septiembre y actúa en una puesta en escena que le permite romper tabúes

CDMX

El próximo 2 de septiembre, Humberto Zurita, originario de Torreón, Coahuila, celebrará siete décadas de vida. ¿Cuál es su recuento del camino recorrido? Esto compartió.

“Siempre hay una reflexión. Acabamos de festejar a Stephanie por su cumpleaños (el 5 de febrero, por 54 años) y hemos andado en sus fiestas, nos la pasamos muy bien, estuvo muy contenta. Y ahora sí viene lo mío. El año pasado, el cumpleaños de Stephanie nos tocó de gira en Ensenada y nos quedamos allá por Valle de Guadalupe, allá la festejamos, nos alcanzaron sus hijas y Sebastián, porque Emiliano (Zurita) andaba en lo de la serie Zorro, en Islas Canarias, y no pudo. En esta ocasión, sólo estuvimos Stephanie, Emiliano y, curiosamente, no pudieron estar Michelle ni Camila.

“Yo, mi reflexión, es gracias a la vida que me ha dado tanto, porque la verdad es que he vivido una vida muy linda, al lado primero de Christian (Bach) durante tantos años juntos, con nuestros hijos, felices de tener esos preciosos hijos que tengo, que son muy talentosos, sensibles y creativos. Me siento muy bendecido en eso. Luego, vino la desgracia. Yo ya tenía cuatro años solo y llegó Stephanie, lo cual agradezco también a la vida, que pueda estar viviendo estos momentos de una manera muy padre. Eso se refleja, se ve y la gente nos lo dice. Arriba del escenario, cuando estamos ella y yo, la gente nos lo hace ver.

“La vida hay que vivirla en el aquí y el ahora, día a día, paso a paso y siempre con agradecimiento. Yo estoy muy agradecido a la vida misma, mis padres y mis hermanos; muy bendecido con el público, porque ya tengo muchos años en esto y me veo siempre muy arropado por la gente. Gracias a la vida y a todos, por estar y a Dios, que me dio la oportunidad de vivir el día a día y tener siempre algo que hacer”, dijo.

Su versión femenina, a escena
¿Qué desafíos impone para un actor como Humberto Zurita ponerse zapatillas, un vestido entallado y transformarse, por unos momentos, en toda una dama?

Para el actor, con más de 45 años de trayectoria, es simplemente un gozo tener la oportunidad de recrear a una mujer frente al público durante la obra ¡Papito querido!, que llegó al Teatro San Rafael en la Ciudad de México, en una muy corta temporada hasta el 10 de marzo.

Fue en 2015 cuando Zurita se metió en los tacones de este personaje.

Aquella temporada fue todo un éxito ante sus seguidores. Hace poco más de un año retomó la obra, producción de Gabriel Varela, en una extensa gira por el interior de la República. Ahora, como parte de la cartelera capitalina, espera que ¡Papito querido! tenga la misma recepción: carcajadas abiertas y una plena conexión con los espectadores para pasar un grato momento juntos.

“Yo me divierto muchísimo con el personaje, me la paso muy bien. No es la primera vez que interpreto a una mujer. Hice a una mujer china en M. Butterfly, en 1989, que produjimos Héctor Bonilla y yo. Era un drama.

“Acá es diferente, porque Luisita, el personaje que interpreto, es una loca, una mujer muy divertida y la gente la pasa muy bien y yo con ellos. La historia es que mi hija me pide una mamá, de pronto, porque vienen los papás de su novio a conocer a su familia y son muy moralistas, muy mochos. De ahí, el autor Rodolfo Rodríguez parte para hacer a Luisita. Así surge una comedia de enredos maravillosa.

“Llegan los papás, conocen primero a Luisita, el señor (consuegro) se enamora de mi personaje y en el segundo acto, la señora (consuegra) se enamora también de mi personaje, Luis. Es un enredo en el que la pasamos muy divertidos.

“El mensaje habla de lo que es capaz un papá por sus hijos, porque el amor que le tiene mi personaje a su hija, Laurita, me hace convertirme en mujer. Por otro lado, está la doble moral de los papás del novio. Lo que queríamos hacer era algo que tuviera más que ver con la comedia que con el drama, porque éste último ya lo tenemos todos los días. Ahí están los resultados. Ojalá que podamos ver el teatro lleno todos los días”, afirmó Humberto Zurita.

El actor, de 69 años, ahondó que el personaje no le ha costado trabajo, pues “todos tenemos una parte femenina y masculina”.

“Yo he recurrido a esa parte femenina que tiene uno adentro y que te divierte mucho. En el caso mío, tengo la imagen que yo me quedé siempre de Christian (Bach, madre de sus hijos). Juego mucho con sus modales, con su manierismo y rompes ese tabú de decir ‘¿por qué no?’.

“En este caso, mi personaje, Luis, no es un hombre que acostumbre vestirse de mujer, entonces, en el momento en que lo hace, comete muchos errores y eso lo hace muy gracioso. Le cuesta trabajo andar en tacones, el vestido es como de alfombra roja, así que lo único que yo hago es soltarme, relajarme, ya conozco muy bien al personaje, ya lo analicé, así que me subo al escenario a disfrutar y pasármela muy bien con el público”, destacó.

Zurita comparte créditos con Víctor González, Lambda García, su sobrina Ivonne Zurita y con su actual novia Stephanie Salas, quien proviene de una familia artística, pues es nieta de la diva del teatro, el cine y la televisión, Silvia Pinal, e hija de la actriz y productora Sylvia Pasquel.

“Toda la compañía somos familia, porque ya tenemos un año y dos meses juntos de un lado para otro, porque hemos viajado juntos en la gira. Eso te une mucho. Te vas a cenar, juegas, compartes mucho no sólo con los actores, sino con los técnicos y quienes participan.

“Por otro lado, es una fortuna para mí encontrarme con Stephanie y empezar una relación con ella. Curiosamente, cuando inició la obra de teatro, no estábamos todavía juntos. Empezó con nosotros Aylín Mújica, que por otros compromisos se tuvo que ir, y en la búsqueda de una actriz pensamos ‘quien mejor que Stephanie’, una gran actriz y ya estaba saliendo con ella y eso ha afianzado mucho nuestra relación, porque hemos compartido los escenarios y el éxito de ¡Papito querido! Andamos felices, la verdad”, enfatizó.

El actor se mostró satisfecho de pisar el escenario del Teatro San Rafael, uno de los más importantes de México, pues fue ahí donde hizo otras obras como Trampa de muerte, con Manolo Fábregas y donde produjo y dirigió a Christian Bach (qepd) en el musical Sweet Charity.

“Hay que llenar mil 400 butacas, pero la obra vale la pena y queremos que la gente se divierta mucho”, concluyó en la charla.

Recuerda a Bach
Humberto Zurita terminará la grabación de una serie en Colombia en abril, mayo y junio, además de que hay una película en puerta. Acerca de la especulación de una bioserie acerca de Christian Bach, el actor dijo desconocer que esté en puerta, por lo menos bajo la producción de sus hijos, Sebastián y Emiliano.

Sin embargo, recordó a la madre de sus hijos, quien falleció hace cinco años, el 26 de febrero de 2019, de un paro respiratorio a consecuencia del cáncer.

“Siempre está en nuestros corazones, todos los días en nuestras vidas está en nuestros pensamientos”, dijo.

Portada » Espectáculos » Sólo se vive una vez: Humberto Zurita